Blogia
lu07

Primer Informe: Enfoques de la Enseñanza

 

                                          INTRODUCCION

                         ENFOQUES DE LA ENSEÑANZA

 

         Cada docente tiene una determinada forma de lo que se entiende por Enseñanza. Estas formas se descubrirán en la práctica en cualquier disciplina y  nivel de instrucción. Autores tales como Gary Fenstermacher y Jonas Soltis nos presentan tres maneras o enfoques diferentes de concebir la enseñanza. Ellos son: el Enfoque del Ejecutivo, el Enfoque del Terapeuta y el Enfoque del Liberador.

         El Enfoque del Ejecutivo ve al docente como un ejecutor encargado de producir ciertos aprendizajes utilizando las mejores habilidades y técnicas disponibles. En cuanto al Enfoque del Terapeuta el docente es visto como una persona empática que ayuda a cada individuo en su crecimiento personal y a alcanzar un nivel de autoafirmación, comprensión y aceptación de si. Finalmente el Enfoque del Liberador ve al docente como un liberador de la mente del individuo y un promotor de seres humanos morales, racionales, entendidos e íntegros. 

            Existe una breve formula que puede ser de gran utilidad para entender los distintos enfoques. Dicha formula es: D   Exy y se lee de la siguiente manera: El docente (D) enseña (  ) al estudiante (E) cierto contenido(x) a fin de alcanzar cierto propósito (y). Esta formula será analizada a lo largo de cada enfoque.

         Para cada enfoque citaremos diferentes autores que se ven reflejados en dichos enfoques. Chadwick ilustra el enfoque del ejecutivo, por otro lado Rogers Carl y Freiberg Jerome amplían el enfoque del terapeuta, mientras que Michael Apple y Henry Giroux clarifican el enfoque del liberador.

 

 

 

 

 

Según Gary Fenstermacher y Jonas Soltis, las tareas de los ejecutivos son: planificar la clase adaptando el material a ciertos alumnos, ejecutar dicho plan modificándolo cuando sea necesario, realizar evaluaciones de seguimiento para comprobar si los alumnos comprendieron lo explicado, luego según niveles de rendimiento de los alumnos, hacer una revisión de los planes para que comprendan más y volver a actuar. Sin embargo, investigadores comprobaron hace no mucho tiempo que además de enseñar sus clases, los docentes manejan ayudantes de clase, hablan con padres enojados, lidian con libros de texto inapropiados y cumplen con disposiciones políticas. Algunos investigadores, especialmente David Berliner, pensaron que la metáfora del ejecutivo era exacta y útil para entender el trabajo de un docente.

Parecía que independientemente del curso, de los estudiantes y de la disciplina y la cultura de la escuela ciertas prácticas de enseñanza tenían relación con logros en el rendimiento estudiantil, mientras que otras prácticas no lo hacían. Por ejemplo, la práctica de comportarse de manera amistosa con los alumnos es una manera de suspender el trabajo académico y favorecer relaciones más relajadas. Berliner junto a otros investigadores descubrieron que los estudiantes aprenden lo que estudian y la cantidad de lo que aprenden está determinada por la cantidad de tiempo que dedican a ese estudio. Ciertos investigadores del Beginning Teacher Evaluation Study (BTES) hicieron la distinción entre el tiempo asignado y el tiempo empleado. El tiempo asignado es la cantidad de tiempo que el maestro o la escuela estipula que debe dedicarse al estudio de determinado tema. El tiempo empleado es aquel durante el cual un estudiante realmente trabaja ese tema. Investigadores descubrieron que los docentes tienen muchas aptitudes para aumentar el tiempo que sus alumnos emplean en la tarea independientemente de los antecedentes de los alumnos, ni con la materia, ni con la situación escolar.

 En esta perspectiva se ve al docente como el gerente de los tiempos de la clase, como una persona que toma decisiones sobre el modo en que distribuirá el tiempo de los estudiantes en el aula. También se identificaron otros tres elementos que influyen la eficacia que puedan tener los esfuerzos del profesor ellos son: las indicaciones utilizadas como mapas por el docente para alertar a los alumnos sobre lo que hay que aprender, la retroalimentación evaluativa mediante la cual los docentes corrigen los errores de las tareas escritas y orales y por último el refuerzo como una sonrisa, una observación en la libreta, dulces o juguetes. Además el enfoque del ejecutivo se conoce como oportunidad de aprender. Es decir, dar a los estudiantes la posibilidad de aprender lo que se les enseña dejando un poco de lado la excesiva velocidad y la poca preparación previa del material para darlo en el tiempo exigido.

 Como podemos observar todos estos rasgos del enfoque del ejecutivo atribuyen un elevado valor al aprendizaje. Para entender esto recordemos la fórmula (D Exy) ya mencionada. El docente (D) utiliza ciertas aptitudes organizacionales y de manejo (  ) para impartir a los estudiantes E datos específicos, conceptos, habilidades e ideas (x) a fin que tengan más posibilidades de adquirir y retener ese conocimiento específico. Esta concepción de la enseñanza, conocida como "investigación de proceso- producto,  pone el acento en las conexiones directas entre lo que el docente hace y lo que el estudiante aprende. Sin embargo, el docente bajo este enfoque se parece a un gerente de una línea de producción: los estudiantes entran a la fábrica como materia prima y salen del colegio como personas educadas. El profesor maneja el tiempo en una clase a fin de que se cumpla la tarea pero parece no preocuparse por aspectos de la educación.

     Si bien el enfoque del ejecutivo no tiene en cuenta ni el contenido, ni el contexto, ni la cultura, su valor se basa en que suministra medios muy claros y directos para trasladar algún conocimiento específico por ejemplo de un libro a la mente del alumno. De esta manera se aumenta la probabilidad de que los estudiantes aprendan más el contenido que si se aplicara otra manera de enseñar.

     La noción de que un profesor eficaz es aquel que produce resultados que se sitúen por encima de los previstos en el rendimiento estudiantil comenzó a gestarse con la psicología de estímulo- respuesta- recompensa de Edward L. Thorndike a principios del siglo XX. Más tarde ganó legitimidad con el conductista B. F. Skinner quien sostenía "La aplicación a la educación del condicionamiento operante es simple y directa. La enseñanza es el buen ordenamiento de casos de refuerzo con los cuales los alumnos aprenden". Autores tanto Berliner, como Doyle, se interesan en ayudar a los docentes a alcanzar un mayor grado de eficacia y productividad. Pero el trabajo de Doyle se basa en la opinión de que lo que ocurre en las aulas es más una cuestión de dinámica interactiva entre estudiantes, profesores y disciplina estudiada que el resultado de que el docente simplemente asuma la autoridad para dirigir y controlar los eventos que se dan en ellas.

     Este enfoque de la enseñanza puede considerarse particularmente eficaz. Ningún otro conjunto de métodos de enseñanza puede atribuirse la capacidad de explicar tan bien la variación que se da en el rendimiento estudiantil. El enfoque del ejecutivo parece funcionar porque se  ajusta muy bien a las circunstancias modernas de enseñanza, aulas de cincuenta y cinco metros cuadrados con veinticinco estudiantes. Mientras que saberes y habilidades sobre el tiempo empleado, el cotejo entre currículo y evaluación, la oportunidad para aprender y todos los demás aspectos de este mismo enfoque son superfluos en una situación tutorial porque apenas hay algo que se necesite ser organizado o manejado.

 

     Por su parte Chadwick, aclara que la tecnología educacional ha sido descrita como el enfoque del sistema y la aplicación de un conjunto de conocimientos científicos al ordenamiento del ámbito de la educación y especialmente a la educación formal. Más tarde define un sistema como la combinación ordenada de partes que trabajen de manera independiente, se interrelacionan e interactúan, y por medio del esfuerzo colectivo y dirigido constituyen un todo racional, funcional y organizado que actúa con el fin de alcanzar metas de desempeño definidas. Por otro lado, define la tecnología educacional como el desarrollo de un conjunto de técnicas sistemáticas y de los conocimientos y prácticas para diseñar y hacer funcionas las escuelas como sistemas educacionales.

     Para identificar  el ámbito educacional como sistema se identifican seis partes fundamentales que son: estructura, procesos, entradas, productos o egresos, ambiente y realimentación.

     La estructura en un sistema es el ordenamiento físico y tridimensional de todos sus distintos subsistemas, elementos, miembros y partes. La estructura física del edificio escolar se compone de salas de clases, de escritorios, de baños, etc. Su estructura conceptual depende del tipo a que pertenezca: si es una escuela primaria, la estructura conceptual puede incluir 6, 7 u 8grados primarios, diversas asignaturas en el programa escolar, la relación del personal, etc.

     Los procesos son los elementos de acción o la modificación a lo largo del tiempo en los aspectos informativos y energéticos de un sistema. En el sistema escolar el proceso primario es educativo, es decir, la modificación de la conducta, conocimientos, destrezas y aptitudes de los alumnos en un período determinado.

      Las entradas son los elementos que entran al sistema desde el supra-sistema para ser transformados o para ayudar en este proceso. En el caso del sistema escolar, las entradas incluyen  recursos humanos como alumnos, personal técnico y administrativo y recursos no humanos como medios y materiales educacionales, el tiempo, etc.

      La salida es el producto del sistema. El resultado para transformar las entradas. En la educación, el producto es el estudiante que aprendió nuevos conocimientos y habilidades para interactuar.

      El ambiente provee los recursos humanos y no humanos y establece los requisitos de objetivos. Es el lugar de donde provienen las entradas y a donde van las salidas. En el caso del sistema escolar, el ambiente es la comunidad en la escuela. En una comunidad pequeña, el ambiente del sistema escolar será el pueblo donde se ubica.

      El último elemento es la realimentación que es el proceso donde ingresa información del desempeño del sistema, los compara con los objetivos y la comunica a los diseñadores del sistema.

      El enfoque del sistema es un criterio para actuar de manera lógica, ordenada y científica y se opone por completo a la conjetura, intuición o al juicio subjetivo. Este enfoque considera la relación entre resultados del sistema en función de sus propias metas y objetivos, y los requerimientos del suprasistema del cual forma parte para buscar la manera más eficiente y óptima de hacer funcionar un sistema. Es por esta razón que se piensa que este enfoque se puede aplicar a los sistemas escolares y mejorar su desempeño.

       La tecnología educacional en este sentido es mucho más que la aplicación del pensamiento sistemático al ambiente educacional, tal como se definió antes, sino más bien, el sistemático análisis, diseño, desarrollo, implantación y evaluación de cualquiera de los adelantos en la escuela para lograr sus objetivos.

 

 

 

 

 

 

               El Enfoque del Terapeuta se aplica a las actividades de la enseñanza cotidiana de  

igual manera que en el Enfoque del Ejecutivo.

               El docente al planificar tiene en mente un prototipo de estudiante, alguien semejante a si mismo. Esta concepción del estudiante prototipo modela los planes del nuevo profesor, pero la vida de los estudiantes en un grado tienen aspectos esenciales diferentes: su familia, su educación, la situación socio-económica, problemas físicos o psíquicos, su entorno, etc. Muchos docentes tienen en cuenta estas dificultades, otros no.

               Es importante que el docente las reconozca no como impedimentos o facilitadores del aprendizaje sino como partes vitales del proceso de aprendizaje, dando así gran valor a la adquisición del contenido por parte del estudiante. Algunas características frenan o aceleran este proceso. Estas diferencias individuales cuentan solo cuando el docente las tiene en cuenta para lograr el aprendizaje de un tema específico. Otra posibilidad es entender esas características como rasgos del proceso. Lo que el alumno es no puede separarse de lo que aprende y de cómo aprende. Esta fórmula práctica nos ayudará a ampliar este punto:

                           Enfoque del Ejecutivo>

 x = Contenido de la materia (Geología, Historia, Ingles, etc.) seleccionado por el  

       docente.

 Q = Aptitudes técnicas empleada para trasladar desde su fuente al alumno. Es decir,   

        Que este llegue a adquirir x.                                                               

 y = Conocimiento especializado. El alumno adquiere conocimientos y habilidades                                                                

       específicas. Cuando el alumno domina cierto grado de competencia, conocí-   

        mientos y habilidades su premio es la tarjeta de P. E ( persona educada).

                          Enfoque del Terapeuta>

Q> se altera el carácter. L enseñanza es guiar y asistir al E para que este seleccione y

trate de alcanzar x. Q se vuelca menos a preparar x y se interesa mas en preparar    E para tareas de elegir, elaborar y evaluar lo que aprende. y = autenticidad, relación entre profesor y alumno.

               El propósito de enseñar es capacitar al estudiante para que se convierta en un ser autentico, responsable, capaz de tomar decisiones> P. E. Llenando la cabeza de conocimientos hace que el estudiante se abstenga de comprenderse como ser humano, lo separa de sí al obligarlo a prestar atención a pensamientos, actitudes de otros y no a los propios.

              El docente que elige la posición terapéutica averiguará como el estudiante proyecta desarrollarse y experimentar su mundo teniendo en cuenta sus características. El docente acepta la responsabilidad de ayudarlo a elegir la adquisición de conocimiento y utilizarlo para afirmar su personalidad.                                

              En el Enfoque del Ejecutivo la fórmula de abordar la enseñanza D   Exy se lee: el docente enseña (  ) x a E de modo que y (E adquiera el conocimiento especializado). En el Enfoque del Terapeuta D   Exy se lee: el D guía y asiste (  ) a E en la selección y aprendizaje de x de modo tal que E sea auténtico> atributo del estudiante.

              Imposible combinar los dos enfoques porque son maneras de enseñar basadas en concepciones diferentes de lo que significa ser una persona.

              Luego crecía la conciencia nacional de estrechar conexión entre la enseñanza y la igualdad de oportunidades para miembros de diferentes grupos raciales y culturales y se propusieron diferentes teorías pedagógicas opuestas al conductismo y métodos experimentales en Inglaterra:

*A. S Neill fundo una escuela en donde los estudiantes eran libres de decidir su    

        Asistencia a clase y si preferían leer o hacer cuentas.

* Paul Goodman manifestaba que la educación puede llegar atendiendo a las

      elecciones libres de los estudiantes sin ningún procesamiento, que solo se

      aprende lo que satisface, una necesidad, deseo, curiosidad. Que el alumno decide

      qué aprender, cuándo, cómo y quién se lo enseñará.

    * Herbert Kohl destaca el rol del docente como ejemplo de vida para el alumno.

            

              Las ideas educativas de Gordon Allport, Abraham Maslow y Carl Rogers tuvieron sus raíces en la " Psicología Humanista" o de "Tercera Fuerza"

 a) Maslow: una persona autorrealizada es la que posee una personalidad equilibrada

    e integrada y rasgos positivos como autonomía, creatividad, independencia y un

    impulso para alcanzar objetivos.

 b) Rogers: basa su enseñanza en el "aprendizaje vivencial" que esta cargado de

    compromiso personal. El aprendizaje es global: influye en cada aspecto del ser

    humano. El propio alumno lo evalúa, no el profesor o el examen. El profesor solo lo

    guía, sugiere, alienta. El único aprendizaje que influye en la conducta es aquel que

    descubre por si mismo. En este aprendizaje el alumno se apropia personalmente del

    contenido.

           Cuando el profesor se vuelve un ejecutivo, los alumnos adquieren el conocimiento, el punto de vista y propósitos de otras personas. El enfoque se basa en la psicología conductista, experimental que a su vez se basa en la filosofía del empirismo lógico o el positivismo. Este aprecia la observación del mundo natural, la prueba de la hipótesis, la objetividad y verificavilidad de los postulados.

            Contrario al positivismo tenemos la filosofía existencialista que afirma que " la existencia precede a la esencia", que " somos simplemente antes de ser algo en particular"

 

   Nuestras escuelas funcionan más burocráticamente que en función de los alumnos. Los niños van desprovistos de motivación para aprender y los maestros carecen de recursos para satisfacer las necesidades de los alumnos. A pesar de los 12 años de escolaridad no hay integración de las materias. Los alumnos aprenden hechos fragmentados y esto se agrava si el hogar y la comunidad están fragmentados también.

           Cuando la familia, la comunidad y los valores son fuertes las escuelas y el país son fuertes. En Japón por ejemplo la familia, la comunidad, grupos culturales y religiosos se dedican mas a los jóvenes y esto es el soporte de aprendizajes satisfactorios.

            Hace 40 años la educación se apoyaba en cinco pilares: la familia, la cultura, la religión, la comunidad, y la escuela. Si estos pilares no prestan actualmente el apoyo necesario, la escuela debe aumentar la cuota de participación pidiendo dinero a otros sectores. Las escuelas solas no pueden protagonizar cambios sociales sin un esfuerzo de toda la sociedad.

            Algunos estudiantes consideran la escuela como: lugar acogedor con comida caliente, lugar para practicar actividades extracurriculares, otros creen que es un sitio maravilloso lleno de ideas, debates, alegrías, también como un lugar para conocer amigos o como territorio para vender drogas.

            Otros de los elementos negativos en la educación actualmente es la insatisfacción entre los alumnos, el hastío y disgusto porque cada vez se pone mayor énfasis en las calificaciones. Pero lo mas trágico son los jóvenes desesperanzados.

            La educación se ve afectada por los presupuestos que limitan los recursos para responder a las demandas del cambio.

            En EE.UU la burocracia rige severamente en todas las escuelas y algo muy importante como la relación maestro- alumno, se pierde fácilmente. Lo mismo sucede en  nuestro país donde parece que lo problemas de la escuela son causados por los docentes.

            El filósofo alemán M. Heidegger dice que enseñar es más difícil que aprender. Porque el docente debe aprender a permitir que sus alumnos aprendan, despertarles la curiosidad.

            En todos los niveles de educación seria ideal no estar encasillado en un criterio tradicional y convencional. En contraste con este criterio existe el aprendizaje significativo o experimental. Sus características son:

  • - Tiene una implicación personal( aspectos sensitivos y cognitivos)
  • - Es de iniciativa propia( impulso o estimulo de fuera / descubrir, lograr, aprehender viene de adentro)
  • - Es difusivo: cambia la conducta y actitudes.
  • - Es evaluado por el alumno: este sabe si lo conduce a lo que quiere saber, es decir, es autoevaluado.
  • - Su esencia es la significación: se estructura en la experiencia total.

           En el aprendizaje significativo se combinan lo lógico e intuitivo; el intelecto y 

Las sensaciones; el concepto y la experiencia; la idea y el significado.

 

 

 

 

 

 

 

 

Finalmente, Fenstermacher junto con Soltis sostienen que la manera de ser del profesor es esencial en el enfoque liberador porque determina en gran medida que el conocimiento y la aptitud que el alumno debe aprender liberen su mente. Uno de los más destacados defensores de este enfoque, R. S. Peters, aclara la manera de ser al analizar los "principios de procedimiento". El  mismo nos habla de mostrar respeto por las pruebas y por las personas como fuente de argumento, de no utilizar la injuria ni mostrar desprecio por las opiniones diferentes. El profesor debe no solamente mostrar esas maneras, sino también llamar la atención hacia ellas y  alentar a sus alumnos para que las imiten. La manera de enseñar es específica del campo disciplinario y es afectada por el grado de complejidad con que se desarrolla el contenido para que el docente lo imparta en su clase. También existe la manera general de enseñar. Su forma y su carácter no dependen de los diferentes terrenos o materias, resulta aplicable a todos los campos. Esta manera general se agrupa con el título de virtudes morales (honestidad, integridad, disposición imparcial, y trato justo), e intelectuales (racionalidad, aptitud de espíritu, valoración de las pruebas, curiosidad, hábito mental reflexivo y escepticismo prudente).

 En realidad, en la perspectiva libertaria, estas virtudes se consideran una parte del contenido. El alumno debe adquirirlas del mismo modo en que debe hacerlo con el conocimiento y la aptitud de cada disciplina. Los rasgos de carácter se enseñan con el ejemplo y el modelo, no por medio de la enseñanza directa y frontal. Estos rasgos deben ser parte de la manera de ser del docente. El docente liberador se preocupa por ser un modelo de la manera de ser especial y general necesaria para liberar la mente del alumno de los dogmas, las convenciones y los estereotipos.

        El liberador establece algunos controles estrictos sobre lo que cuenta como saber y comprensión y, por lo tanto sobre lo que es adecuado para el currículum. P. H. Hirst presenta una explicación de esos controles. Este autor sostiene que el conocimiento puede dividirse en siete formas: matemáticas, ciencias físicas, ciencias humanas, historia, religión, literatura, bellas artes y filosofía. Para Hirst estas siete formas cubren todos los tipos de cosas que podemos llegar a saber sobre el mundo. La mejor educación es aquella que inicia a los estudiantes en estas formas de conocimiento. Estas formas de conocimiento no están compuestas simplemente de datos, cifras y fórmulas; son ideas claves o centrales, estructuras lógicas distintivas, métodos de indagación y normas de juicios públicamente sustentadas. Si aprendemos estas últimas características de las formas al tiempo que aprendemos los datos, las cifras y las fórmulas, realmente hacemos del conocimiento la base para liberar la mente de límites, engaños convencionalismos de la experiencia corriente.

        El pensamiento liberador ha experimentado recientemente un impulso procedente de la filosofía neo-marxista que tiene  más una orientación política y social que una preocupación por las disciplinas y las maneras. Quizás el autor más conocido que anunció tempranamente el rol del docente emancipador sea Paulo Freire Aquí la  trataremos como una variante del enfoque del liberador porque la filosofía neo-marxista busca liberar la mente en un aspecto especial. Algunos educadores llamarían esta filosofía pedagogía crítica o enseñanza emancipadora la cual intenta liberar los espíritus de los estudiantes de la influencia inconsciente de ideas opresivas sobre su clase, su género, su raza o su condición étnica porque esas ideas los debilitan y los separan de las oportunidades de lograr una mejor vida.

        La idea griega de paideia está en el centro conceptual del enfoque liberador de la enseñanza. Paideia es el nombre de un sistema de educación utilizado en la Grecia y la Roma clásicas. Su currículo incluía gimnasia, retórica, gramática, matemática y geografía. El estudio de tales disciplinas hace una "persona acabada", prepara al individuo de manera general para la vida. Adler tiene una respuesta moderna no muy diferente de la respuesta antigua. El mismo presenta en The Paideia Proposal tres objetivos principales: adquirir un conocimiento organizado, desarrollar actitudes intelectuales que incluyan las habilidades de aprendizaje y por último comprender más ampliamente las ideas y valores. En el primer propósito incluye tres esferas primarias de estudios: lengua, literatura y bellas artes, matemáticas y ciencias naturales, historia geografía y estudios sociales. Las mismas concuerdan con las presentadas previamente como parte de la discusión sobre la "manera" en el enfoque liberador.

Algunos investigadores se preguntan si es posible que todos los alumnos estudien los temas básicos del modo que sugieren los liberadores sobre todo teniendo en cuenta las diferencias individuales que se dan en aulas o en realidad este enfoque de la enseñanza representa una visión elitista de la educación ya que unos pocos estudiantes selectos pueden alcanzar sus objetivos. Ante esto algunos críticos dijeron que la verdadera cuestión no esta en la gama de diferencias que se dan entre los alumnos sino en la gama de diferencias que existen entre los docentes, es decir que algunos profesores no son capaces de manejar y enseñar bien el enfoque liberador. Otros sostienen que la mayor parte de los estudiosos no pueden ponerse de acuerdo sobre la estructura del conocimiento y se preguntan si existe algo que pueda denominarse la estructura o una estructura de conocimiento. Aun que fuera posible llegar a un acuerdo sobre la estructura, los conceptos y las formas lógicas cambian con el tiempo.

El teórico crítico o emancipador también tiene dificultades con la educación liberal porque muchas veces fue usado como una forma de diferenciación de clases y de opresión económica.

 

Henry Giroux sostiene que la pedagogía radical surgió con todas sus fuerzas como parte de la nueva sociología de la educación en Gran Bretaña y los Estados Unidos hace una década  como respuesta crítica a la ideología de la práctica educativa tradicional. En la visión del mundo de los tradicionalistas, las escuelas son lugares donde se imparte instrucción y se ignora que las escuelas son también lugares culturales y políticos. Además, desde la perspectiva de la teoría educativa crítica, los tradicionalista dejan de lado las relaciones existentes entre conocimiento, poder y dominación. Los críticos izquierdistas demuestran que las escuelas son agentes de reproducción social, económica y cultural. La enseñanza ofrece una movilidad individual limitada a miembros de la clase trabajadora y de otros grupos oprimidos. Es un poderoso instrumento para la reproducción de las relaciones capitalistas de producción y de las ideologías que pretenden legitimar a grupos que están en  el poder. Contra la pretensión conservadora de que las escuelas transmiten conocimiento objetivo, los críticos radicales de la educación han desarrollado teorías el currículum oculto y de la ideología de las distintas formas de conocimiento. En lugar de contemplar el conocimiento escolar como algo objetivo destinado a los estudiantes, los teóricos radicales sostienen que el conocimiento escolar es una representación de la cultura dominante. Contra la pretensión de que las escuelas son sólo lugares de instrucción los críticos radicales  señalan el hecho de la transmisión y reproducción de una cultura dominante en las escuelas. Finalmente, contra la pretensión tradicionalista de que las escuelas son apolíticas, los educadores radicales ilustran de que modo el estado, por medio de sus concesiones selectivas y políticas de titulación académica y poderes legales, influyen en la práctica escolar a favor de determinadas ideologías dominantes.

A pesar de sus clarividentes análisis teóricos y políticos de la enseñanza escolar, la teoría educativa radical tiene importantes lagunas. Los educadores radicales permanecen atascados en un lenguaje que conecta las escuelas con las ideologías y prácticas de dominación o con parámetros del discurso de economía política. Según este punto de vista, las escuelas aparecen como centros de reproducción social que producen trabajadores para el capital industrial; el conocimiento escolar se rechaza como una forma de ideología burguesa; a los profesores se los describe como si estuviesen atrapados en un aparato de dominación que actúa con la precisión de un reloj suizo. Esta apostura impide a los educadores de izquierda desarrollar un lenguaje pragmático para la reforma pedagógica o de la escuela. En este tipo de análisis hay escasa comprensión de las contradicciones, espacios, y tensiones de la enseñanza. Hay también muy pocas posibilidades para desarrollar un lenguaje programático.

Los conservadores no sólo han dominado el debate acerca de la naturaleza y cometido de la instrucción pública, sino que además han señalado las condiciones concretas en torno a las cuales se han desarrollado y llevado a la práctica las recomendaciones políticas, local y nacionalmente. Las escuelas como esferas públicas democráticas se construyen en torno a formas de investigación crítica que ennoblecen el diálogo significativo y la iniciativa humana. Los estudiantes aprenden el discurso de la asociación pública y de la responsabilidad social. Este discurso trata de recordar la idea de democracia crítica entendida como un movimiento social que impulsa la libertad individual y la justicia social. Actualmente se defienden a las escuelas, en lenguaje político, como instituciones que proporcionan las condiciones ideológicas y materiales necesarias para educar a los ciudadanos en la dinámica de la alfabetización crítica y el valor civil.

Esta postura está influida por John Dewey. Utilizó la expresión "discurso de democracia" el cual lleva inherente la idea de que las escuelas son lugares contradictorios: reproducen la sociedad general pero, al mismo tiempo, contienen espacios capaces de resistir la lógica de esa misma sociedad. Como ideal, este discurso sugiere algo más pragmático y radical acentuando la idea de transformación pedagógica, en el sentido de que los profesores y estudiantes deben educarse para luchar contra las diversas formas de opresión en la sociedad, representando a las escuelas sólo un lugar en el contexto de esa lucha. Para llevar su misión de intelectuales, los profesores han de crear la ideología y las condiciones estructurales para escribir e investigar en la elaboración de currículos y el reparto del poder. En definitiva, los profesores necesitan desarrollar un discurso e hipótesis que les permitan actuar como intelectuales transformativos. El referente más importante para esa postura es la "memoria liberadora". La misma es el reconocimiento de aquellos casos de sufrimiento público y privado cuyas causas y manifestaciones exigen comprensión y actitud compasiva. Después de esto, podemos empezar a comprender la realidad de la existencia humana y la necesidad de que todos los miembros de una sociedad democrática contribuyan a transformar las condiciones sociales actuales de forma que se eliminen tales sufrimientos en el presente.

Es esencial que los intelectuales transformativos redefinan una política cultural con relación al resultado del conocimiento y con respecto a la interpretación de la pedagogía del aula y la voz del estudiante. Los mismos necesitan comprender como las subjetividades se producen y se regulan a través de formas sociales de naturaleza histórica, y cómo estas formas transportan y encarnan intereses particulares. Como señala Foucault,  el poder en este sentido, en su relación con el conocimiento, no es sólo algo mistificado y distorsionante. Su impacto más peligroso reside en su relación positiva con la verdad, en los efectos de verdad que

produce.

 

           Michael Apple comenta la relación que existe entre el currículum, la pedagogía y formas de evaluación en las escuelas y estructuras de desigualdad en la sociedad global. Muchos debates sobre educación se han desarrollado en un nivel abstracto en vez de usar los instrumentos y aplicarlos a la historia. En educación se debe: reestructurar el trabajo del docente vinculándolo con resultados conductuales, específicos y dirigirlo según técnicas e ideologías empresariales, especificar y controlar las metas y materiales curriculares para sintonizarlos con necesidades industriales, militares e ideológicas de un segmento del público norteamericano.

         También habla del estricto control que el estado ejerce en la educación. El currículum se define mediante un libro de texto estandarizado para todas las materias.

         En "Educación y Poder" dice que los maestros no están bien preparados, que los estudiantes carecen de disciplina de trabajo y preparación técnica. Agrega también el lugar que la mujer ocupa en la sociedad (empleo, educación, luchas por sus derechos económicos, el énfasis puesto en la lucha económica, cultural sexual y racial, la necesidad de integrar el sexo y la clase como un problema de autenticidad.      

 

 

 

           

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                       

                                                                                                                                

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

                                                                          Conclusión

 

        Desde nuestro punto de vista los tres Enfoques de la Enseñanza planteados por G. Fenstermacher y J. Soltis tienen una diferente visión de lo que es enseñanza pero a su vez se complementan entre sí, debido a que el Enfoque del Terapeuta esta destinado a que se lo aplique a las actividades de enseñanza cotidiana en la misma medida en que se aplican el Enfoque del Ejecutivo y el del Liberador.

       Siendo estudiantes del Profesorado de Inglés consideramos que los tres enfoques son eficaces para llevar a cabo una clase, ya que el Enfoque Ejecutivo destaca lo que el docente hace y el Enfoque del Terapeuta pone énfasis en lo que el estudiante es y decide llegar a ser mientras que el Enfoque Liberador de la enseñanza pone en primer plano el contenido.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres